Las S-Corporation son solo para residentes en Estados Unidos

Cuando hablamos de una S-Corporación, de ingresos extranjeros e informes offshore del IRS (Departamento de Rentas Internas de EE.UU.), las reglas pueden ser muy complicadas, especialmente debido a que muchas S-Corporations son empresas relativamente pequeñas y es posible que no hayan considerado el Impuesto Offshore como parte de su planificación fiscal.

Una de las razones principales por las cuales los informes offshore de una S-Corporation son difíciles y complejos es por la naturaleza de una S-Corporation. Una S-Corporation (como una sociedad o una entidad desatendida) es una empresa de transferencia directa de los impuestos a los propietarios de la sociedad, por lo que la sociedad no será gravada (through-through o flow-through), a diferencia de una C-Corporation que tiene dos niveles de impuestos, lo que genera una obligación impositiva inmediata para los propietarios tanto en su renta personal como en el Impuesto de Sociedades.

Fundamentos de las S-Corporation

Una S-Corporation es una compañía que ha adquirido un estatus fiscal especial ante el IRS por el cual se gravan directamente los impuestos a los propietarios de la misma. Por ello, el Impuesto de Sociedades de una S-Corporation es del 0%.

A diferencia de una C-Corporation, las S-Corporation no paga ningún impuesto al IRS exceptuando algunas tarifas de franquicia u otros impuestos estatales.

Por ello, los ingresos, deducciones, donaciones, contribuciones caritativas y otros pérdidas y ganancias fluyen directamente a los propietarios de la empresa, en concreto a través del formulario K-1 le llegará a cada propietario la parte correspondiente a su participación en la empresa para que luego pueda ajustar sus impuestos en la Declaración de la Renta Personal.

Informes tributarios internacionales y offshore

Si la S-Corporation está operando completamente dentro de Estados Unidos, sin ingresos provenientes del extranjero y sin cuentas offshore, entonces no hay nada de lo que preocuparse. Pero con la creciente globalización de la economía de los EE.UU, cada vez es más común que pequeñas S-Corporation desarrollen negocios en todo el mundo.

Como resultado, la empresa puede tener ingresos del extranjero y si todavía no los tiene puede mantener cuentas y otros activos en el extranjero, lo que tendrá un impacto significativo en la obligación tributaria y los requisitos de presentación de informes.

Por ello, se requiere que todos los miembros o propietarios de una S-Corporation sean residentes fiscales en Estados Unidos. No se permite que residentes extranjeros sean miembros.

 

 

Comments (0)

Leave Comment